sábado, 3 de octubre de 2015

DESCONECTAR O NO DESCONECTAR

Sí, esa puede ser la cuestión. ¿Desconecto para centrarme o sigo conectado para continuar aprendiendo? En ocasiones, no demasiadas, tengo la tentación de dejar el móvil en casa o darme de baja de la tarifa de datos. ¿No será el coste de oportunidad personal demasiado alto?

rizoma desconexión educación
Quizás por llevar ya un tiempo hiperconectado tenga esa necesidad intermitente de desconexión. Tal vez la dosis diaria de artículos educativos causa una desconocida adicción. Incluso que blogs y redes sociales provoquen empacho. O puede que sea sólo un sentimiento de envidia sana de aquellos que viven felices la enseñanza sin conectar con otras realidades educativas.

Plantearse la vuelta a lo concreto, fuera de sesudos proyectos educativos o alternativas a la enseñanza tradicional, puede ser bueno para la salud mental del docente. Aún así, tampoco me parece honesto dejar en segundo término mi actualización profesional. Creo que la conexión es fundamental para acelerar el cambio educativo. ¡Ay con el rizoma!

Todo me lleva a seguir reflexionando, llegar a alguna solución intermedia o tomar una decisión drástica que mejore mi vida personal en detrimento de la profesional. O lo mejor sea quedarme como estoy: conexión y disfrute de las redes. No sé...

Tal vez deba consultarlo con mi compañía de telefonía móvil.


photo credit: Photo Booth sur membrane via photopin (license)

2 comentarios:

  1. Todo tiene un coste de oportunidad en la vida, es inevitable.Si eliges hacer una cosa dejas de hacer otra.El tiempo es limitado si,por eso mi sugerencia es que sigas a Aristóteles que decía que la virtud está en el punto medio.Deja a tu mente que pare de vez en cuando.Pienso que si te planteas desconectar o no, es porque estás demasiado conectado
    Respira.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias Ana por comentar. Es complicado esto del punto intermedio... más aún cuando las horas del día no son suficientes para todo lo que te gustaría hacer. Al final hay que decidirse como bien dices y conectar más a lo importante y desconectar de lo prescindible.
      Tomo aire... :) un abrazo

      Eliminar