sábado, 8 de febrero de 2014

ALUMNOS: 10 PREGUNTAS PARA SER CRÍTICOS


En ocasiones nos encontramos con alumnos especialmente criticones -que no críticos- que con cierta ligereza califican el comportamiento o trabajo de los demás. Una actitud poco positiva que seguramente permanecerá en la edad adulta.


El ejercicio de autoanálisis puede ser una buena cura para un ego desmedido o una vara de medir distorsionada. Es fácil atribuir todos los fallos al sistema, a las leyes o normas, al profesorado, al compañero, etc. No es tan sencillo replantearse la actitud, el comportamiento y el trabajo diario de uno mismo.

Planteo estas cuestiones que a muchos alumnos les pueden servir de reflexión inicial: 

1. ¿Valoro positivamente el trabajo de mis compañeros y/o profesores? ¿se lo traslado de algún modo?

2. ¿Escucho activamente en clase y aprovecho siempre el tiempo en el aula?

3. ¿Hablo siempre con respeto y consideración a mis compañeros y profesores?

4. ¿Cumplo las normas de convivencia de mi escuela (puntualidad, orden, respeto al material, etc.)?

5. ¿Me esfuerzo siempre al máximo para aprender cosas nuevas o realizar las actividades propuestas? 

6. ¿Me interesan las asignaturas para algo más que aprobar, obtener buena nota o sacarme un título?

7. ¿Soy comprensivo con las limitaciones o los inconvenientes que surgen diariamente en el aula?

8. ¿Hago propuestas positivas o planteo otras actividades al profesorado?

9. ¿Analizo concienzudamente mi trabajo antes de criticar el de los demás? ¿o comparo constantemente?

10. ¿Me tomo siempre las valoraciones o comentarios del profesor como una ayuda a mi aprendizaje? 

Reflexionar sobre estas cuestiones nos puede ayudar a mordernos la lengua en alguna que otra ocasión. Criticar con buena intención es sano y aconsejable para alumnos, profesores o cualquier otra subespecie


photo credit: fstoaldo via photopin cc

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada