GRACIAS A LOS TÉCNICOS Y TÉCNICAS DE FP

viernes, 22 de mayo de 2020
Ahora que parece que cesan los aplausos dando paso a protestas más o menos acertadas; tras muchas semanas confinada la mayor parte de la población, teletrabajando y tratando de seguir con la Educación, toca agradecer, si es que no se ha hecho suficientemente todavía, y poner nombre a todos los profesionales técnicos y técnicas de Formación Profesional que siguen dando el callo desde sus puestos de trabajo. Profesionales titulados y preparados gracias a los actuales ciclos formativos de grado medio y superior, o profesionales que se titularon como técnicos auxiliares y especialistas en FPI y FPII en aquella pionera FP.

Aquello de los trabajadores de cuello azul o cuello blanco sigue vigente en cierto modo. Ser operario nunca han sido objeto de deseo de aquellos que buscaban crédito, así como ahora, trabajar en una oficina, tampoco supone mayor consideración vistas las condiciones laborales de algunas empresas. Incluso los docentes hemos dejado de ser referentes para gran parte de la población; pasando a ser únicamente envidiados por aquello de unas vacaciones más extensas que en el resto de ocupaciones. También nos toca justificar nuestro trabajo mientras pretendemos, como ahora está de moda, solucionar ese desprestigio a base de una mejor comunicación de nuestro desempeño en una sociedad que sobrevalora la apariencia. Así ha ocurrido siempre con la gente de FP: esos efeperos que llevan décadas demandando visibilidad y reconocimiento tanto a nivel educativo como social.

Nuestros alumnos y alumnas, ya titulados en Formación Profesional, se han revelado imprescindibles a lo largo de esta pandemia. Imprescindibles los técnicos Sanitarios por su atención especializada, y en las peores condiciones, a la población afectada. Imprescindibles los técnicos en Comercio y Marketing o Seguridad y Medio Ambiente, que junto a  los técnicos de las familias Marítimo-Pesquera, Industrias Alimentarias y Agraria, han seguido desempeñando su labor para que podamos seguir disponiendo de alimentos y productos básicos en nuestras casas. O nuestros técnicos en Administración y Gestión que, desde casa principalmente, han seguido atendiendo las necesidades de las empresas que han podido continuar con su actividad económica. Por no hablar de los técnicos de Instalaciones y Mantenimiento, Energía y AguaEdificación y Obra Civil, Industrias Extractivas, Fabricación Mecánica, Química, Electricidad y Electrónica, Madera, Mueble y Corcho, Transporte y Mantenimiento de Vehículos que han seguido reparando y manteniendo la maquinaria, vehículos, activos, herramientas e instalaciones necesarias para la industria y los hogares, al igual que los técnicos en Informática y Comunicaciones que nos siguen facilitando el teletrabajo y el funcionamiento informático de las redes en unos días en los que hemos puesto al límite la capacidad de los servidores en un encierro físico pero digitalizado.  Fundamentales los técnicos de Imagen y Sonido que han facilitado que sigamos informados y entretenidos, al igual que los técnicos en Servicios Socioculturales y a la Comunidad que han seguido ofreciendo un servicio valiosísimo a muchas familias con dificultades personales. O esos técnicos en Actividades Físicas y Deportivas que han ayudado a sobrellevar la falta de ejercicio físico al aire libre con su profesionalidad y conocimientos.

gracias a la fp formación profesional

Y no me olvido de otros profesionales de sectores como la Hostelería y Turismo, Artes gráficas, Textil y Confección, Artes y Artesanía, Vidrio y Cerámica o Imagen Personal, que han tenido que bajar la persiana ante la imposibilidad de seguir con sus negocios.

Sin dejar tampoco de lado a esos miles de profesionales universitarios que ahora desempeñan su trabajo tras haber pasado por las aulas de FP y que siguen desarrollando su carrera laboral en otros ámbitos.

Es obligado este reconocimiento de todos aquellos profesionales que, diariamente, nos facilitan la vida y nos ofrecen productos y servicios de calidad, ayudándonos a sobrellevar una situación que roza la distopía. Y, muchas gracias a todos esos docentes de Formación Profesional que, a pesar de las dificultades, han seguido persiguiendo que sus alumnos adquieran las competencias profesionales desde cada uno de sus módulos. Volveremos a las aulas. Y no es una amenaza... 😉

photo credit: gaston torre . up via photopin (license)

0 COMENTARIOS:

Publicar un comentario

Disculpa las molestias. Los comentarios se revisan para evitar el spam habitual que padecemos en el blog. Gracias por tu comprensión.

Con la tecnología de Blogger.

.

Back to Top